Progreso de lectura:

9 preguntas que debes hacer a tu videógrafo de bodas

10 preguntas que debes hacer a tu videógrafo de bodas

El Día Perfecto

Creamos contenido útil y de calidad, para que vuestro día elegido para una boda, una reunión, un evento corporativo, o simplemente ese día especial... sea EL DÍA PERFECTO.

Sigue leyendo nuestra lista de las 9 preguntas más importantes que debes hacer a un videógrafo de bodas para determinar si es el más adecuado para inmortalizar tu celebración.

Una de las mejores maneras de documentar el día de tu boda es contratar a un videógrafo para que grabe todos los momentos importantes, las reacciones más preciadas y el sentimiento de todos los que están allí para celebrarlo contigo. Con tantas opciones disponibles, querrás estar preparado con preguntas para hacer al videógrafo de bodas cuando organices las reuniones previas para la selección. Aunque su página web, su portafolio y su presencia en las redes sociales deberían hablar por sí solos, es conveniente que hagas una lista de lo que es más importante para ti y que decidas quién es la persona adecuada para inmortalizarlo.

Prepara junto con tu pareja una lista de preguntas concretas que serán los factores decisivos para cerrar el acuerdo cuando te reúnas con los posibles proveedores. Si necesitas ayuda para empezar, hemos elaborado una lista con las 9 preguntas más frecuentes para hacerle a los videógrafos de boda que te ayudarán a orientar tu reunión y te darán una buena idea de si la persona es adecuada para contratarla para tu día especial.

1. ¿Con cuánta antelación debo reservar?

Si ya sabes que quieres un videógrafo de boda, lo mejor es que empieces a buscar desde el principio de tu compromiso. Querrás tener tiempo para investigar los diferentes proveedores y asegurarte de que tienen la fecha de tu boda disponible. Además de preguntar por la disponibilidad, pregunta con cuánta antelación debes reservar.

Debido a su demanda, los videógrafos más populares pueden reservar con mucha antelación, lo que significa que habrá que tomar una decisión con bastante rapidez. No querrás pasar por tus reuniones y descubrir que la persona con la que quieres trabajar no está disponible para grabar tu boda.

2. ¿Cuánto tiempo llevas grabando bodas?

Esta pregunta es importante porque, si bien hay una gran variedad de videógrafos disponibles, no todos tienen la misma experiencia en la grabación de imágenes de bodas, específicamente. Querrás a alguien que tenga la habilidad y el conocimiento de qué tipo de tomas son las más importantes y que esté al tanto de los detalles de la celebración de una boda.

Sin embargo, si has encontrado a alguien que es nuevo en el sector, no lo descartes de inmediato. Pregúntale si tiene algún trabajo para que lo veas, y/o qué antecedentes tiene. Es posible que el videógrafo haya estado trabajando en su oficio de otras formas y que sólo haya empezado a crear su propio negocio.

3. ¿Cuál es su estilo de videografía?

Al igual que los fotógrafos, los videógrafos tienen sus propios enfoques para capturar perfectamente los momentos que componen una boda, hay diferentes tipos de videógrafos de boda. Estos estilos van desde el estilo documental hasta el cinematográfico, pasando por el cortometraje. Cada uno tiene sus propios detalles y efectos específicos que hacen que cada vídeo de boda sea único.

Parte de las preguntas más frecuentes sobre la videografía de bodas es preguntarle sobre su estilo, y luego hablar sobre las opciones de lo que quieres para tu propio vídeo. Por ejemplo, el estilo documental captura los momentos previos a la ceremonia, y posiblemente incluso después de la recepción, así como todo lo que hay entre medias. Está lleno de cambios de perspectiva, reacciones, narración, diálogos y música.

Por otro lado, el estilo de cortometraje recoge los momentos más destacados del gran día y los edita juntos en un vídeo corto de entre cuatro y cinco minutos, a menudo con música. Este estilo suele ser el preferido por las parejas que desean compartir la celebración de su boda en las redes sociales o con los invitados que no pudieron asistir en persona. Piensa en el estilo que te atrae y elige un videógrafo que se adapte a tus necesidades.

4. ¿Cómo se determina el presupuesto?

Una de las principales preguntas que hacerle a los posibles videógrafos de bodas es cómo se fijan los precios. Los precios de los videógrafos son muy variados, ya que algunos son por hora y otros ofrecen servicios en paquete. En función de la experiencia, la calidad y la demanda del videógrafo que estás entrevistando. Consulta su modelo de precios y pregunta qué incluye. Hay que tener en cuenta lo siguiente:

  • ¿Cuántos vídeos recibirás?
  • ¿Recibirás una copia digital y otra en otro formato?
  • ¿Cuántas horas se incluyen?
  • ¿Hay un cargo adicional por un segundo videógrafo?

Hay varios factores que pueden alterar la cantidad de trabajo que tu posible videógrafo necesita hacer, lo que, en última instancia, alterará el precio. Una vez que te hayas decidido por un videógrafo de bodas que te guste, asegúrate de leer el contrato a fondo y de hacer cualquier otra pregunta para asegurarte de que sabes exactamente lo que puedes esperar. Seguro que encuentras un videógrafo de bodas que se ajuste a tu presupuesto.

5. ¿Conoces el lugar de la boda?

Algunos lugares de celebración de bodas ya tienen proveedores con los que prefieren trabajar. Esto puede ser una ventaja para ti, ya que estarán familiarizados con el lugar de la boda y sabrán cuáles son las tomas ideales. Sin embargo, sí puedes elegir a tu propio videógrafo de bodas, pregunta si está familiarizado con el lugar de la boda o la ubicación. Por ejemplo, si alguien sólo tiene experiencia en la iglesia, puede que no esté tan preparado para grabar una boda en la playa o en otro tipo de lugar donde la estructura y el montaje sean diferentes.

Los videógrafos que llevan varios años en el sector tienen una buena idea de los lugares más populares de tu ciudad, pero si te vas a casar en un lugar desconocido o vas a celebrar una boda en un lugar diferente, pregúntales si están familiarizados con el lugar y si están dispuestos a viajar.

6. ¿Tendrás un ayudante a tu disposición?

Una boda sin contratiempos es un sueño, pero hay que tener en cuenta los imprevistos cuando hay pequeñas cosas fuera de lugar o que salen mal. En el caso de la videografía de bodas, contar con un asistente puede ser una forma de asegurarse muy útil. Habrá otro par de manos disponibles en caso de que el equipo se averíe, si hay que hacer varias tomas al mismo tiempo, o simplemente para mantener el ritmo de la boda.

Un asistente es importante para conseguir los mejores ángulos, buscar localizaciones y ayudar al videógrafo principal el día de la boda. Pregunta si un asistente supone un coste adicional y cuántos son necesarios para los detalles de tu boda.

7. ¿Cómo será el proceso de edición?

Cuando habléis sobre el estilo de vídeo de boda que queréis, tendréis una mejor idea de cómo será el proceso de edición. Si quieres que las imágenes se monten al estilo de una película, se aplicarán diferentes efectos y filtros que si optas por la opción tradicional.

Pregunta por la selección de la música, la opción de la voz en off y otros detalles del vídeo que te gustaría incorporar y/o que quieres que se eviten. Una vez que el videógrafo esté en la fase de edición, es poco probable que te permita sugerir cambios sobre el proceso. Ten en cuenta cuánto dura un video de boda. Haz tus peticiones con antelación y confirma que el profesional puede concedértelas una vez terminada la grabación.

8. ¿Ofrecéis equipo de iluminación?

Dependiendo de la hora del día en que se celebre tu boda, tendrás luz natural con la que trabajar, además de la iluminación que forma parte de la ceremonia y la recepción. Pregunta si esto es suficiente para tu posible videógrafo y, si no es así, pregunta si te proporcionará equipo de iluminación para determinadas tomas.

Es posible que tu posible videógrafo disponga de una cámara con iluminación incorporada o que tenga ideas sobre la hora del día en la que debe rodar ciertos eventos para garantizar la mejor calidad de iluminación posible. Confirma si se trata de un gasto extra o de un equipo que debes proveer como refuerzo. Además, es bueno que tu videógrafo y tu fotógrafo colaboren para conseguir las tomas y el aspecto que esperas que tenga tu boda desde cada perspectiva.

9. ¿Cuánta participación tendremos?

Lo mejor es dejar la magia del vídeo en manos de los profesionales, pero también querrás trabajar con un videógrafo que esté abierto a tus ideas y que comprenda bien la estética que quieres conseguir. Aunque todos sigan un formato técnico similar, discute la sensación que quieres que tenga tu vídeo final, los momentos importantes que hay que captar y la forma en que quieres que te graben.

¿Quieres sobre todo primeros planos, interacciones antes de la ceremonia de la boda y vídeo de los detalles de la boda por sí solos, como la tarta, los ramos de novia y el vestido de novia? Todo esto es importante que lo revises con tu videógrafo. Aunque él o ella tiene la habilidad y la experiencia para producir un vídeo de calidad con una imagen nítida y un sonido óptimo, comunicar tus deseos con antelación te ayudará a establecer las expectativas correctas.

Un vídeo de boda es un recuerdo muy preciado de tu boda que querrás ver una y otra vez. Para asegurarte de que encuentras el vídeo que mejor se adapta a vuestro estilo de pareja y a la forma en que queréis que sea vuestra boda, estas son las preguntas que debes hacer a un videógrafo de bodas. Un buen videógrafo estará encantado de responder a todas las preguntas que tengáis para asegurarse de que vuestro día sea capturado de una forma maravillosa.

Esperamos que todos nuestros consejos de Bodas y consejos de Eventos os ayuden a crear vuestro Día Perfecto. Confía en nosotros y contacta para contratar nuestros servicios.

Sigue Leyendo